Dosificadores de talco para almazaras

En algunas ocasiones, cuando se fabrica un aceite de oliva es necesario alterar la dosificación de la mezcla para obtener productos finales de excelente calidad. Afortunadamente, hoy en día es posible obtener emulsiones precisas para ello, y todo gracias a los dosificadores de talco para almazaras. En Calero analizamos por qué son tan necesarios y cómo instalarlos dentro de una cadena de producción.

Instalación de una dosificadora de talco para almazara

Poder dosificar productos en polvo es fundamental para conseguir aceites de gran calidad, como hemos podido ver anteriormente. Un dosificador de talco es una máquina autoportante y robusta capaz de desarrollar dos funciones: la dosificación de un producto en polvo y su transporte hasta el propio equipo. Para poder realizar una mezcla inteligente, además es capaz de leer las humedades de la pasta.

Los dosificadores de talco para almazaras se adaptan a cualquier tipo de instalaciones y están preparados para conseguir condiciones de trabajo exigentes que permiten obtener un producto final de gran calidad. Son capaces de obtener una gran precisión en las mezclas, ya que sus tubos transportadores están diseñados para tener una gran exactitud a la hora de dosificar polvos en kilogramos por hora. Además, estos suelen estar dotados de una gran flexibilidad, por lo que es posible su instalación mucho mejor que cualquier otro tipo de maquinaria.

Su funcionamiento es extremadamente simple, el talco se suministra con gran precisión en función de la humedad que tiene la pasta contenida en la termobatidora. Al ser un material lipofílico, actúa sobre la propia emulsión del agua con el aceite de oliva y la rompe, lo que permite una gran reducción del contenido de aceite en las denominadas «pastas difíciles».

Estos aparatos son capaces de realizar dosificaciones muy precisas en función de la humedad que haya en la mezcla y de su estado de emulsión. Suelen estar comprendidas según el tipo de coadyuvante entre un 0,1 % y un 3 %. Para ello, incorporan sensores de humedad inteligentes, capaces de obtener las dosificaciones requeridas en todo momento.

Maquinaria para montar una almazara

El proceso de obtención del aceite de oliva ha sufrido un gran cambio hasta conseguir las excelentes calidades de las que son capaces las almazaras modernas. Incluso hoy en día podemos ver instalaciones antiguas donde solo se limitan a la molienda de las aceitunas y su posterior aplastamiento para producir aceites excesivamente puros.

Pero, gracias a las nuevas tecnologías, hoy en día es posible calcular con gran precisión los rendimientos de una cosecha de aceitunas y fabricar los aceites de excelente sabor y textura que son reconocidos en el mundo entero. Y todo gracias a la excelente maquinaria con la que contamos y que se instala en las almazaras de nuestro país.

El empleo de esta maquinaria es esencial, ya que el trabajo en una almazara es muy estacional; la cosecha de la aceituna se produce una sola vez al año y por eso es necesario almacenarlas en buenas condiciones con las tolvas de recepción y almacenamiento hasta que llega su etapa de molturación.

Pero desde que se inicia su propia etapa de proceso hasta que finaliza, una almazara emplea máquinas de diferentes tipos que manipulan el producto inicial de la aceituna hasta conseguir uno finalista, ya sea comercializando la oliva pura o en los diferentes tipos de aceites, pastas y subproductos que encontramos en el mercado.

Sistemas compactos de lavado y limpieza, máquinas para pesar, despalilladoras, separadores de pulpa y hueso, envasadoras… Son algunos de los ejemplos de los equipos empleados en una almazara y que en Calero diseñamos y comercializamos para dar un servicio integral a nuestros clientes. Todo esto lo podemos ver en otro artículo de nuestro blog denominado maquinaria de almanzara.

dosificador de talco

Dosificador de talco Calero

En Calero fabricamos dosificadores de talco para almazaras con sistemas de dosificación continua. Están hechos de acero al carbono o inoxidable y disponen de un tratamiento anticorrosión realizado a partir de pintura al horno. Disponen de capacidades de tolva de 200 l y medidas de 12 metros de distancia de transporte por 4 m de altura.

Nuestro dosificador de talco dispone de un mecanismo de autolimpieza eléctrico y conectado a un sistema global de control que programa su mantenimiento. Dispone de un tubo transportador diseñado con plásticos especiales para alimentación. Cuenta con un cuadro eléctrico con protección IP55 que se integra en su propio cuerpo y un display digital para favorecer el regulado de la dosificación. Para evitar la entrada de sustancias indeseables, el dosificador de talco Calero dispone de una rejilla con tapa ubicada en la tolva y una seta que facilita una parada programada de emergencia.

Ya hemos visto la importancia que tienen los dosificadores de talco para almazaras. En Calero somos especialistas en maquinaria para la industria agroalimentaria, te invitamos a que te pongas en contacto con nosotros para asesorarte en todo lo que necesites para entrar en los procesos productivos del siglo XXI.

Deja un comentario